28 mar. 2011

Lecciones

De acuerdo, ¡Márchate si es lo que quieres, estúpido mago! Que no te importe nada más, si solo hemos sido para tí una aventura más. Ni un "adiós" que delate tu ida, tan solo un hechizo adormecedor. Pero te lo agradezco. Gracias a tí ahora sé que no debo confiar en nadie, no puedo dejarme llevar siempre por los sentimientos. Si vuelvo a verte será como quieres, reservada y desconfiada. ¿Es lo qué quieres, no? Y en caso contrario, es lo que has causado.

-¡Te odio, te odio!-Grito mientras golpeó un inocente árbol.

-Kyra, para.-La voz de mi padre, lejana, y sus manos, detienen mis puños.

Y aquí comenzamos nuestra nueva aventura. Mi nueva vida después de muchos cambios, y por fin he aprendido la lección. A tí te gustaban las lecciones, ¿no, Sol?

[Diario II]

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada