7 dic. 2016

Mi cambio

Ella ya lo había notado. Me sentía diferente, sí, pero casi no podía imaginar lo bueno que era sentirme así. Parecía tener miedo a lo que estaba por venir, quizás porque no contaba con mi visión.

Teníamos un lugar para reunirnos, en el que se concentrarían buenos recuerdos, grandes planes y en el que celebrar cada victoria. Solo necesitábamos sus sueños, propiciarlos de alguna forma. Y si se asusta, podría huir, cortando el único nexo que nos une a aquel que nos llevó a la rebelión.

No quería creerlo, pero desde que encontré a Agatha y comenzó a compartir cada historia que sabía... me sentía viajando. Su mirada se perdía recordando, con un lujo de detalles que me hacían descartar que todo aquello fuera una mentira. Era como un libro del que no quería fin. Es por todo eso que creo con más fuerza que nunca, que esa sensación de pérdida en mi corazón que durante tanto tiempo ha habitado conmigo tendrá consuelo.

Y mientras Falk actúa con especticismo, yo prefiero beber de esa fe que desprende Dasha. Quizás pueda conseguir que esté a su lado, descubrir si fue importante para él en el pasado. Gloria ha de esperar a los que le encuentren, sin desfallecer después de tanto tiempo, tanto dolor como el que sienten. Si no fuimos grandes anteriormente, lo seremos ahora, trayendo esa perfección a los humanos. Y proteger en el camino a aquellos que no son tan fuertes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada